3.14.2015

Mi cuidado facial + Tips naturales




























Las rutinas de tanto en tanto cambian. Me ha costado trabajo encontrar que es lo que le sirve a mi piel mixta sensible. He probado muchos productos y marcas y después de tantos ensayos y errores, les compartiré mi cuidado facial diaria y les daré algunos trucos naturales.



Menos es más, esa es una gran verdad, y aunque parezca poco y algunas duden les aseguro que estoy muy contenta con los resultados de esta selección de productos. Para sorpresa de muchos (incluyéndome) todos los productos que les muestro están del lado económico del anaquel, esto muestra que no siempre lo caro es mejor.

Mi rutina es simple y efectiva: por las mañanas lavo mi rostro con este jabón en gel de Nivea, es muy refrescante y acto seguido coloco crema humectante de Ponds en rostro y cuello, desayuno (esperando a que la piel absorba la crema) y me aplico protector solar, me visto y estoy lista para maquillarme.

Al final de la jornada, que puede ser a media tarde o la noche, junto con llegar a casa lo primero que hago es desmaquillarme, como mi maquillaje es muy poco en dias regulares una sola toalla desmaquillante me basta, luego lavo e hidrato mi piel de nuevo con los productos que antes les mencioné.

Y ya se que se preguntarán ¿y esta mujer no se exfolia, no se hace mascarillas, qué pasa si se tiene piel seca o grasa, o si un día amanece con alergia? Tranquilos, para todo esto tengo consejos.

Pues bien, para pieles grasas no hay nada más efectivo que el agua de rosas, se usa a modo de tonificante, refrescante, incluso cuando amanecemos un poco hinchadas, con una mota de algodón y un poco de agua de rosas verán que el temple les mejorará, funciona mil veces mejor si mantenemos el agua de rosas en la nevera.

El café es el mejor exfoliante natural que conozco, tanto para el cuerpo como para el rostro, simplemente mezclamos una cucharada de café con un poco de nuestro gel limpiador, hacemos una pastita y con movimientos circulares ascendentes frotamos el rostro y cuello, procurando dejar por fuera toda el área que rodea a los ojos, al retirar la pasta notarán el rostro mucho mas suave y limpio. Con dos veces por semana es más que suficiente.

Para remover maquillajes más pesados el aceite de oliva es el mejor amigo, vertemos un poco de este aceite en las manos y frotamos el rostro con movimientos circulares ascendentes, como si nos estuviéramos lavando el rostro con jabón pero más lento, y con pañuelos de papel o motas de algodón vamos retirando el maquillaje, si no quieren hacerlo con los dedos pueden colocar aceite en un disco de algodón y hacen lo mismo. Si tienen la piel seca pueden dejar su rostro asi, el aceite de oliva es un humectante natural de primera, si tienen piel grasa laven su rostro con jabón facial. 

En el mercado hay muchas mascarillas faciales tan buena como las naturales. Como mi piel es muy sensible he encontrado más efectivas las naturales, esto no quiere decir que sean las mejores, es solo lo que ha funcionado mejor en mi. Les contaré de tres de mis favoritas, todas con ingredientes comunes y rápidas de hacer: la más simple y mi favorita actual es la de miel, si, solo miel, aplicamos miel en el rostro y la dejamos con 20min. más fácil imposible, la miel es maravillosa y esta llena de propiedades y combate y previene el acné. La segunda es la de avena, limón y clara de huevo, sólo mezclamos estos tres ingredientes en la licuadora, aplicamos y dejamos por 20min. esta mascarilla tiene propiedades, aclarantes, humectantes y combate el acné y es recomendadísima para pieles grasas, como tiene limón es preferible aplicarla en la noche. La tercera tiene miel, yogurt y aceite de oliva, muy humectante y excelente para tratar pieles con acné. 

Espero estos tips les sean de ayuda.
¿Cuál es su truco de belleza natural favorito?
Abrazos.
Diana.


1 comentario:

Yo_Mia dijo...

Prefiero al igual que tú las mascarillas naturales. Si me lo preguntas, he probado poco a poco diferentes productos por intuición hasta armar la mascarilla que más me funciona. Para exfoliar mi cara tomo un puñado de azúcar -de granos pequeños-, con una crema para el rostro y un poquito aceite de coco y me la frotó con movimientos circulares hasta que me canse -generalmente en cinco minutos ya lo estoy-. Luego me pongo un poquito de tomate como astringente -lo pico en rebanadas y lo pongo en mi cara- y esa mi manera de exfoliarme. Me funciona y me deja la cara suave y limpia. Como mascarilla, siempre he utilizado la misma -aún me funciona-, mezclo yogurt con huevo, -suena raro, lo sé- zumo de limón y aceite de oliva. Me encanta como queda el rostro, queda sano y con un brillo natural. Ambas son mis favoritas -porque son las únicas que utilizo, jejeje-. Intentaré probar la tuya y ponerme solo miel. Gracias por la entrada.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...